CAST / GAL

Sueño de una maestra
Iara, 27, A Coruña

Caminábamos próximos a esa urbanización chic, donde el césped crece diferente,
caía la noche.
- “¿Te acuerdas cuando eramos adolescentes?”- pregunté.
- “¡Claro! Muchos sueños por cumplir”- me contesta.
Continuamos caminando, aprovechando los últimos rayos de sol.

De frente nos encontramos con dos jóvenes,
escuchamos.
-“¡Solo pido una buena noticia!” - exclama una de ellas.
La otra, asiente con el rostro entristecido.

Transcurren unos segundo cuando mi compañero de paseos reflexiona.
-”Parece que la esperanza en los jóvenes se desvanece entre tanto caos. ¡El futuro ya no se sostiene!”
Justo entonces, bajé la vista,
una flor brotaba entre el asfalto.
Compartir: