CAST / GAL

Alienamorado de ti
Alberto, 23, Arucas, Gran Canaria

Me atropella la duda de si lo nuestro fue tan solo una ironía onírica. Sí, un sueño, pero de esos que se tienen despierto. Sí, sarcástico, pues fue tan bonito como doloroso, tan próspero como fugaz. Definitivamente, no fue real, lo que sentíamos era ajeno a este mundo. Estoy convencido. De hecho, no era capaz de discernir entre lo mundano y lo quimérico cuando aún vivía de tus abrazos, porque cuando cerraba los ojos en la noche, todavía seguías ahí. Ahora, cuando despierto, puedo ver el mundo, pero ya no es un sueño, sino una pesadilla.
Compartir: