CAST / GAL

Romance
ELENA, 37, Barcelon

Le conocí una noche. Era el personaje de un sueño que tuve mientras dormía. Siguió apareciendo en mis sueños y me enamoré de él. Solo ansiaba que llegara la hora de irme a dormir para verle. Era un hombre muy príncipe y muy azul, como jamás conocí a otro en mis despertares. En las noches de insomnio sentía enloquecer por no poder estar con él. Cuando sonaba el despertador era el momento de nuestra despedida, cada vez más difícil. Y comprendí que mi vida fuera de mis sueños ya no tenía sentido. Fue cuando decidí dormirme y no despertar.
Compartir: