CAST / GAL

Vida
Cristina, 47, La Coruña

Cuando creemos que ya nada puede sorprendernos, toca reiventarse, ser resilentes, escalar y desescalar, subirse a la cresta de la ola y surfearla... aunque el mar nos pille lejos. Dejar que las olas nos zarandeen una y otra vez y pelear por llegar a la orilla, rebozarnos en la arena caliente y dejar que los rayos del sol nos devuelvan a la vida. Vida que hay que aprender a vivir como si cada ola fuera la última que surfear y descubrir que, aunque imperfecta, es la tuya la que te gusta vivir.
Compartir: