CAST / GAL

BODAS DE ORO
TERESA, 58, Cadis

Todo comenzó con esa botella de vino que intentaba abrir y que se resistía, la había comprado para celebrar esas bodas de oro, que nunca pensé que no celebraría. Allí estaba luchando con un corcho y recordando en el viejo álbum de fotos, esas fotos amarillentas de mi boda, y hay fue donde hice el descubrimiento que aquella niñata que tenia las pecas y el pelo pelirrojo estaba esperando el momento de atacarme por la espalda.
Y después de que mi marido saliera corriendo detrás de aquel monumento pelirrojo, con tetas de silicona.
brindo por mi libertad!! bay bay querido!!
Compartir: